[the_ad_placement id="adsense-mega-2-mobile"]

Harley-Davidson Fat Boy S, la “fat custom” se vuelve oscura y potente

Fotos: Harley-Davidson
El segundo modelo que ha incluido Harley-Davidson en su gama “S” de modelos cruiser potenciadas es la mítica Harley-Davidson Fat Boy S. Como en el caso de la Softail Slim S, el mayor cambio se encuentra en su propulsor que monta: un Screamin’ Eagle Twin Cam 110B.
Publicidad

Para esta edición tan especial de la Harley-Davidson Fat Boy S, no hay muchas opciones de color a elegir: o Vivid Black o Denim Black. Decoración completamente negra excepto en el motor y los aros cromados de sus llantas lenticulares, que muestran en el cerco exterior los agujeros tipo bullet.

Desde la consola delantera a las palancas de freno, elementos del embrague, manillar, torretas del manillar, pletinas, aro del faro, tapas de las tuercas, escape, etc. Todo en ella es negro como la noche en contraste con el brillante emblema montado sobre el depósito, que mantiene la tira de cuero sobre él.

Horquilla delantera sobredimensionada, amortiguadores traseros ocultos para darle un aspecto hardtail sin que resulte incómoda en marcha, ancho neumático delantero de 140 mm y anchísimo trasero de 200 mm.

El propulsor que monta es, como decíamos, un Screamin’ Eagle Twin Cam 110B de 1.801 cc en contraste con el 103B de 1.690 cc que monta la versión normal de la H-D Fat Boy. Este motor consigue más par motor a menos vueltas, en concreto 146 Nm a 3.000 rpm frente a los 132 Nm a 3.250 rpm de la versión estándar. Incorpora un filtro de alto flujo firmado también por Screamin’ Tagle, mientras que mantiene el cambio de seis velocidades de la versión normal.

Por otro lado, el asiento es en este modelo más estrecho y con nuevas formas más cómodas. Uno de los detalles de los nuevos modelos “S” es que el control de crucero viene instalado de serie gracias a la incorporación del acelerador electrónico. Por supuesto no nos olvidamos del arranque sin llave, frenos con ABS, plataformas con cambio talón-punta, etc.

De esta forma, las versiones disponibles de la Harley-Davidson Fat Boy disponibles para el 2016 son tres: por un lado la estándar con un precio que arranca en los 23.300 euros y llega hasta los 24.800; la Fat Boy Special que parte en 23.700 y llega hasta los 23.950 euros; y por último la nueva Harley-Davidson Fat Boy S, que tiene un precio de 25.000 euros en acabado Vivid Black y 25.250 para el Denim Black.

Lo último

Lo más leído