Publicidad

Prueba KYMCO AK 550 2017: marcando territorio

Fotos: KYMCO
El producto más sofisticado de la firma asiática KYMCO ya es una realidad. Una nueva alternativa al conocido Yamaha TMAX llega pisando fuerte y con muchos argumentos para robar ventas al, hasta ahora, rey de los maxiscooters deportivos. Tecnología, rendimiento, calidad e imagen en un mismo producto.

Tras 5 años de desarrollo con una participación activa de España, la espera ha terminado y, por fin, hemos podido probar el buque insignia de la firma asiática KYMCO. En el Salón Internacional de la Motocicleta de Tokyo (marzo 2016), Allen Ko (presidente del Grupo KYMCO) presentó en sociedad el K50 Concept, el germen del AK 550. Este scooter aglutina todo el saber hacer de la firma taiwanesa, atacando ahora un nuevo segmento: el de los maxiscooters deportivos. Este modelo ha sido concebido para celebrar el 50 aniversario de la creación de la Kwang Yang Motor Company (KYMCO, 1954). INTERMOT y EICMA reforzaron este concepto con versiones preserie más evolucionadas.

Su equipamiento de serie es muy completo e incluye doble modo de conducción Full/Rain (seleccionas desde el botón MODE de la piña izquierda en parado), instrumentación TFT, puños calefactables (3 intensidades, desde la piña izquierda), iluminación full-LED (soporte de faro delantero de aluminio), sensor de presión de los neumáticos (Metzeler Feelfree radiales y llantas de aleación de 15 pulgadas), llave de proximidad y conectividad Noodoe a través de nuestro smartphone (navegas desde la piña derecha). Mediante una App este sistema de movilidad inteligente permite localizar el scooter por GPS, ofrecer información práctica en la instrumentación como puntos de interés (gasolineras, velocidad máx. obligatoria, tiempo estimado a destino, etc) o notificaciones (llamadas, mensajes, etc) y permitir múltiples configuraciones de pantalla compartiendo fotos y diseños con otros usuarios en una red interactiva común.

Por otro lado, el parabrisas es regulable en altura (dos niveles, manualmente), dispone de doble guantera (la izda. con toma de corriente USB), freno de estacionamiento manual (lo accionas a través de una palanca bajo la piña izquierda) y asiento deportivo con apoyo lumbar y amortiguador hidráulico (se sostiene solo una vez abierto). Bajo el asiento encontramos un hueco con iluminación por diodos LED en el que hay capacidad para un casco integral y diversos objetos.

El bastidor del KYMCO AK 550 recurre a una estructura doble viga de aluminio (con motor portante para aumentar la rigidez del conjunto) elaborado con cuatro técnicas de construcción diferentes (fundición a baja presión, hidroformado, extrusión y fundición) para minimizar su peso y dejarlo en 13,5 kg. El robusto basculante también es de aluminio, va anclado directamente al motor (de hecho, el piñón de salida de la transmisión y el basculante se encuentran en el mismo eje) y dispone de un único amortiguador horizontal (para ganar espacio de carga) sin bieletas sobre el brazo izquierdo. La parte ciclo se completa con una horquilla invertida (en la botella dcha. va el muelle y en la izda. los hidráulicos) de 41 mm y doble tija.

Esquema de motor

Tampoco debemos olvidar las imponentes pinzas delanteras radiales Brembo monobloque con latiguillos metálicos y ABS Bosch 9.1, aunque buena parte de las 45 patentes de las que hace gala este scooter se encuentran en su corazón bicilíndrico en línea de nueva generación. Con 53.7 CV a 7.500 rpm (7.7 CV más que el Yamaha TMAX), este sofisticado motor de aluminio con inyección electrónica Siemens es el único en “empalmar” dos bloques independientes: el delantero para el grupo termodinámico y el trasero para la transmisión. Se trata de un compacto motor 8 válvulas DOHC Euro 4 de carrera larga (69 × 73,6 mm) con lubricación por cárter seco, doble eje contrarrotante de equilibrado, cigüeñal crossplane a 270º, pistones/árboles de levas forjados, cilindros con recubrimiento cerámico, segmentos del pistón de sólo 0.8 mm, cableado fino, toberas de admisión bajo las plataformas con aire directo al variador y embrague multidisco en aceite, entre otras características.

Juez Ascari

El mundo del periodismo de las dos ruedas da para mucho pero, hasta ahora, no había antecedentes de una presentación nacional de un scooter en circuito. A priori, probar el KYMCO AK 550 en un trazado tan técnico y difícil como Ascari (Ronda, Málaga) fue todo un desafío y una auténtica declaración de intenciones de la firma asiática sobre su nuevo producto. Sus 5,4 km en forma de “T” inaugurados en 2003 le convierten en el trazado más largo de España y, si bien su diseño está mejor concebido para disfrutar en coche, es el mejor escenario para probar cualquier vehículo, incluido un maxiscooter deportivo por supuesto. Enlazar las 26 curvas (13 de izquierdas y 13 de derechas), muchas de ellas ciegas a imagen y semejanza de las de los mejores circuitos del mundo, de este complejo privado sin limitaciones fue toda una experiencia.

El diseño de la óptica frontal del KYMCO AK 550 es muy agresivo

Lo primero que sorprende al arrancar el nuevo KYMCO AK 550 es su sonido, grave y sugerente, similar al de los bicilíndricos en V. Desde la piña izquierda selecciono el Modo Full Power (el borde de la instrumentación luce en color azul mientras que en Rain es naranja) a la sombra de un box (si el sol incide directamente en la triple pantalla de la instrumentación no se ve muy bien) y acelero con decisión. El AK 550 hace gala de un empuje lineal y contundente, una rápida y poderosa respuesta carente de baches, suave y refinada. En medios sientes todo el poderío del nuevo motor, algo más tranquilo según ves ascender los escalones del cuentarrevoluciones digital, intentando superar los 160 km/h de marcador en la recta de Ascari.

A 3.000 rpm este bicilíndrico ya rinde 21 CV, más de 45 CV cuando superas las 6.000 rpm, una clara apuesta por la aceleración pura, ¡qué gustazo! En Modo Rain la potencia desciende a los 44 CV y la entrega de potencia es más progresiva, ideal para circular por ciudad y contener el consumo. Según la marca, en condiciones habituales el gasto medio declarado es de 4,8 l./100 km, algo excelente para tratarse de un motor de 550 cc que mueve un contenido conjunto de 230 kg en orden de marcha.

El KYMCO AK 550 hace gala de una imagen agresiva, buena dosis tecnológica y acabados de calidad

Pero si con algo me tengo que quedar tras exprimir de lo lindo el potencial de este maxiscooter es, sin duda, su noble y refinado comportamiento de chasis. A medida que vas cogiendo confianza con el circuito ta das cuenta de que el AK 550 se mantiene impasible, tanto en frenadas fuertes como en curvas rápidas o de baja velocidad, nunca se resiente y te obsequia con una estabilidad digna de encomio. Lógicamente el trabajo de las suspensiones acompaña, al igual que el de los frenos: nada que objetar al respecto. De la horquilla no me preocupé durante el briefing técnico, pero sí albergaba algunas dudas sobre el correcto funcionamiento del amortiguador trasero, algo que se esfumó por completo una vez terminé la jornada de pruebas con el AK 550. KYMCO ha buscado suavizar la progresividad del amortiguador en todo su recorrido y simular internamente el funcionamiento de unas bieletas, algo que desde luego han conseguido. Adiós a las reacciones “secas” de otros fabricantes, siempre desagradables cuando abres-cierras el gas a saco.

Gracias a un centro de gravedad muy bajo y un reparto de pesos perfecto en ambos trenes (49,13%-50,87%) no hay sacudidas ni sensaciones extrañas a la hora de mover la moto, realizar cambios de dirección rápidos o llevarla por dónde tú quieres. No hay flexiones ni torsiones al abrir en parte, también, porque el anclar el basculante directamente al motor se traduce en menores pérdidas de potencia en la transmisión, al margen de emplear también una correa de transmisión más corta de lo habitual.

El reparto de pesos del KYMCO AK 550 es 50%-50%

Lo más leido

Soymotero TV

Últimas motos

BMW CE 02 2024

BMW CE 02 2024

A1/AM | 8.400 € | 132 kg | 15 CV
Voge SR4 Max T 2024

Voge SR4 Max T 2024

A2 | 5.787 € | 213 kg | 34 CV a 7.500 rpm
BSA Gold Star 650 2024

BSA Gold Star 650 2024

A2 | 6.599 € | 213 kg | 45 CV