Publicidad

Prueba Triumph Bonneville T120 Black 2016: eternamente joven

Fotos: Triumph
Tras casi seis décadas de historia, una nueva generación del modelo más emblemático de Triumph se actualiza por completo para volver a ser la referencia en el segmento neoclásico. Historia, tecnología, equipamiento y personalidad no le faltan para seguir manteniéndose tan joven como en 1958.

Mucho ha llovido entre el Salón de la moto Earls Court (Londres) de 1958 (escenario de la presentación de la primera Bonneville) y el EICMA de Milán 2015. De aquella industria británica, otrora dominadora del panorama mundial de las dos ruedas, sólo nos queda Triumph (Norton es minoritaria y Royal Enfield está en manos indias). Su gran apuesta para este año, mostrada en petit comité en Londres y mundialmente en Milán hace cinco meses, ha sido la completa renovación de su gama clásica, motos inmortales admiradas por jóvenes y no tan jóvenes. Las nuevas Bonneville T120/T120 Black recuperan una denominación abandonada en 1975, absorbiendo la herencia y el espíritu de las motos inglesas de los ’60, situándose ahora a medio camino entre la juvenil Street Twin y la deportiva Thruxton, las otras integrantes de la generación Bonneville 2016.

Aunque su aspecto diga lo contrario, a la Triumph Bonneville T120 no le falta tecnología: acelerador electrónico, ABS (no desconectable), control de tracción (desconectable), dos modos de conducción (Rain y Road), puños calefactables o embrague antirrebote asistido son algunas de sus características. Luz diurna DRL y faro trasero de LED, caballete central, pinzas de freno Nissin, suspensión Kayaba, toma de corriente USB, depósito de 14,5 l. con logotipo Triumph en relieve, manetas regulables o llave de contacto con inmovilizador electrónico completan un equipamiento muy cuidado. Esto no es óbice para que los elementos clásicos se mantengan, esos incunables presentes en las motos con “sabor” como las llantas de radios (delantera de 18 pulgadas), la instrumentación de doble esfera, la profusión de cromo, los fuelles de horquilla, el asa del pasajero envolvente, los falsos carburadores Amal, los protectores de depósito de goma (para no arañarlo con las rodillas), las tuercas floreadas para unir los colectores con los cilindros, tulipas de intermitentes circulares, el tapón de gasolina a rosca (con cerradura) o los neumáticos Pirelli Phantom: culto old school. Eso sí: el bloqueo ya no está en la pipa de dirección, sino en la cerradura de contacto como es habitual.

Fiel legado

Al manillar de la T120 adquieres una posición de conducción muy relajada que invita al confort en largos paseos. En un tramo de curvas, la Bonneville T120 no pisa tan firme como una Thruxton ni es tan ágil como una Street Twin, aunque dinámicamente ha ganado muchos enteros respecto a la T100 2015. Buena culpa de ello lo tienen sus geometrías más conservadoras y, sobre todo, la llanta delantera de radios de 18 pulgadas, más pesada que la de aleación de la Street y, por supuesto, que la de aluminio de 17” de la cafe racer. Los avisadores de las estriberas rozan con facilidad a poco que te “calientas” y es que la “Bonnie” no necesita que la “estrujen” para pasártelo bien. Suspensiones de tarado blando en busca de un mayor confort de marcha que sus hermanas y tacto “sweet” son seña de identidad en este modelo. Una moto agradable de conducir y que no fatiga a su conductor.

Su motor es el protagonista de esta historia: bonito, cuidado y perfectamente elaborado. Estéticamente es una pasada, algo fundamental en una moto de este segmento. El bicilíndrico en paralelo de 8 válvulas refrigerado por agua (Euro 4) declara 80 CV (17 menos que la Thruxton), pero es su consistente y lineal entrega de par por debajo de las 5.000 revoluciones lo que más se agradece en este propulsor de 1.200 cc. Recupera bien, siempre hay fuerza y corre más de lo necesario. El sonido, como no podía ser de otro modo, tiene mucha personalidad, más si cabe con las colas Vance & Hines opcionales.

El motor de 1200 cc de la Triumph Bonneville T120 es el mismo que el de la Triumph Thruxton, pero con menos par y potencia

Desde la piña derecha de la T120 puedes seleccionar el modo de conducción a través del botón “M”, con una entrega de potencia más dosificable en Rain respecto al Road, sin un escalón muy notorio entre ambos. Desde la piña izquierda navegas por el ordenador de a bordo y activas los puños calefactables.

El control de tracción es poco intrusivo y muy efectivo ya que uno de los tramos de carretera de la prueba estaba húmedo y mantuvo el tren trasero en su sitio al abrir gas. Si quieres desconectarlo puedes hacerlo (se enciende un chivato naranja en el velocímetro) pero, para volver a activarlo, debes apagar la moto y arrancar de nuevo puesto que en marcha no se puede. Por contra, el ABS no es desconectable, algo lógico en una moto de este porte (224 kg en seco) para ayudar a la pareja de discos delanteros a que no se le acumule el trabajo. El tacto de frenada es algo esponjoso al principio y debes hacer fuerza sobre la maneta si quieres una rápida respuesta (las pinzas son de dos pistones y la bomba axial).

La Triumph Bonneville T120 declara 80 CV

Accesorios

Triumph ha preparado un catálogo con más de 160 accesorios para las Bonneville T120 y la T120 Black, con muchas piezas de inspiración clásica como los silenciosos desmontables tipo peashooter (cerbatana) cromados firmados por Vance & Hines, asientos con pespuntes, embellecedores, etc. Al igual que sucede con la Street Twin, Triumph ha creado el Kit Prestige (1.750 €), una opción más clásica especialmente concebida para la T120:

  • Logotipo de depósito con 4 barras cromadas de inspiración Tiger 100
  • Asiento negro pespunteado y acanalado
  • Intermitentes LED tipo bala negros con tulipas transparentes
  • Silenciosos desmontables peashooter cromados Vance & Hines
  • Puños barrel style negros
  • Cubrecadena, tapa del embrague, cubierta del alternador y embellecedores del cuerpo del acelerador cromados

Triumph Bonneville T120 con Kit Prestige

Lo último

Lo más leido

Soymotero TV

Últimas motos

VOGE SR1 ADV 125 2024

VOGE SR1 ADV 125 2024

A1 | 2.987 € | 141 kg | 11,6 CV
MITT 808 2024

MITT 808 2024

A2 | 8.295 € | 213 kg | 56 CV
MV Agusta Enduro Veloce 2024

MV Agusta Enduro Veloce 2024

A | N.D € | 224 Kg | 124 CV