Publicidad
[the_ad_placement id="adsense-mega-2-mobile"]

Presentación del equipo Wild Wolf para el Dakar 2013

Fotos: Wild Wolf/Tono García
El equipo Wild Wolf presentó a su piloto Gerard Farrés y la Honda CRF450X con la que competirá en el Dakar. Farrés se incorpora al equipo en sustitución de Israel Escalera que se lesionó en octubre.

El martes por la mañana la marca de bebidas técnicas Wild Wolf, citó a la prensa del motor para la presentación de su equipo para el Dakar, con el piloto Gerard Farrés y la Honda CRF450X. La cita fue en un local delante de la playa de Barcelona, y contó con Marc Martín como presentador. Entre los asistentes muchas caras conocidas del Offroad y también destacar la presencia del piloto de velocidad Toni Elías, que es de Manresa al igual que Gerard Farrés.

Inicialmente el piloto de Wild Wolf era el piloto valenciano Israel Escalera, especializado en Supermotard, pero una inoportuna lesión de rodilla en el Supermotard de las Naciones en Portugal, un mal apoyo tras un salto, le obligó a pasar por el quirófano impidiendo su participación en el raid. Tras consultarlo con Israel Escalera el equipo Wild Wolf decidió darle su moto y plaza a Gerard Farrés, séptimo clasificado en la edición del año pasado, que se encontraba sin equipo tras romper su relación con Bordone-Ferrari.

Farrés agradeció su incursión en el equipo Wild Wolf donde le han dado todo el soporte técnico y humano. Reconoció que han tenido poco tiempo para la preparación del Dakar, pero que han aprovechado todas las horas posibles.

«Cuando salí de mi anterior equipo a principios de noviembre, quedaba muy poco tiempo de reacción para conseguir una plaza en un buen equipo y en Wild Wolf me han acogido con mucha ilusión, por lo que me siento muy agradecido, como si estuviera en casa. Me están apoyando mucho y espero devolverles el favor con una buena actuación en el Dakar. También deseo que Israel se recupere y vuelva a dar gas muy pronto. Es una gran persona y ha hecho una buena progresión durante este último año, así que estoy seguro que tiene un gran futuro. También a él le tengo que estar agradecido que haya apoyado mi incorporación al equipo».

Sobre la Honda CRF450X comentó que es una moto fácil de llevar, que le transmite mucha seguridad, un aspecto vital en una prueba como el Dakar.

«La moto gira muy bien, tracciona mucho, solo puedo decir buenas cosas, lo único es que nos falta probarla en carrera a ver como nos sentimos. Lo importante es que pese al escaso margen, hemos hecho un gran trabajo con el motor y las suspensiones y me siento muy a gusto. La verdad es que la moto es muy fácil de llevar, esta claro que el primer día tendremos que luchar por estar delante. Este año hay más marcas y pilotos, lo que nos beneficia a todos».

Tras finalizar la presentación Gerard Farrés se subió a la Honda con el dorsal 13, era el único número disponible de las primeras posiciones, y realizó una serie de espectaculares vueltas en la playa barcelonesa para deleite de los asistentes y de algún turista afortunado.

Lo último

Lo más leído