¿Qué hacer al entrar en un túnel con las gafas de sol puestas?

Fotos: GIVI
Nuestro amigo Óscar nos ha mandado una consulta en la que nos plantea la duda sobre qué hacer cuando va circulando con su moto y las gafas de sol puestas y entra en un túnel. ¿Qué es lo mejor en estos casos?

Al igual que Óscar, muchos usuarios de moto no disponen de pantallas ahumadas en sus cascos. Esto puede deberse a distintos motivos, pero siempre plantea una misma solución: el uso simultáneo de gafas de sol debajo del casco. Si bien esta no es la mejor solución a la combinación de sol y pantalla transparente, si es una de las más extendidas. No obstante, para evitar estos casos existe una amplia gama de cascos que incorporan un visor solar que hace las funciones de unas gafas de sol y que puede retraerse o extenderse a gusto del conductor con tan solo accionar una pequeña patilla situada en el exterior del casco.

Una vez explicada la mejor alternativa, en este caso y debido a su corta experiencia, Óscar se plantea la duda de que hacer al entrar en un túnel llevando las gafas de sol puestas. La situación es la misma que si llevamos la pantalla ahumada, por lo que en ambos casos el efecto es el mismo.

Al entrar en un túnel, la claridad siempre se ve reducida, pero casi todos poseen iluminación más que suficiente. Por ello, circular por su interior con gafas de sol puestas o con visera ahumada no debe suponer ningún problema. Por este motivo, no debemos preocuparnos y debemos seguir circulando con la mayor normalidad posible.

En cualquier caso, lo recomendable es mantener tanto la trayectoria como la velocidad en la entrada del túnel. De esta manera no correremos ningún peligro durante el poco tiempo que nuestros ojos tardarán en acostumbrarse a la disminución de la luz. Una vez transcurridos estos segundos, las luces del túnel y las de los propios vehículos que por el circulan serán más que suficientes para que podamos circular a través suyo de manera segura.

Además, a la salida del túnel las gafas de sol volverán a ser nuestras aliadas, ya que minimizarán la sobreexposición a la luz que sufrimos en ese momento. De esta manera, nos deslumbraremos menos y podremos continuar con nuestra marcha de la manera más segura posible.

Valora este artículo

Lo último

Lo más leído