¡Cuidado! Las motos también tienen puntos ciegos

Hay muchas cosas que se escapan a nuestros ojos
Estamos acostumbrados a que seamos nosotros los que no somos vistos por el resto de los vehículos y usuarios debido a los denominados “puntos ciegos”. ¿Pero sabes que tú puedes perderte muchas cosas aunque no lo creas?

En otras ocasiones hemos tocado el tema de los puntos muertos, depende de qué objeto esté delante de nosotros no vamos a ser vistos por los demás. Por eso hay una serie de consejos para intentar que nos puedan ver con una mayor facilidad. Pero en esta ocasión no somos nosotros los que no somos vistos, sino los que no vemos.

Para poner de manifiesto los riesgos que hay cuando circulamos entre vehículos, el cuerpo de policía de la prefectura de Kanagawa ha hecho una foto con sus vehículos en las que vemos la moto que se filtraría por medio y los vehículos a los que adelantaría. De entrada no vemos nada raro, están los coches y ya.

Pero ahí está el truco y el mensaje de concienciación que nos quieren hacer llegar desde allí. Y es que la vista que nosotros tenemos es de nuestra realidad, pero no de la realidad. Es decir, estamos condicionados por diferentes objetos que limitan nuestro campo de visión y, como podemos apreciar en la segunda foto, nos perdemos muchísimo.

Detrás de los coches hay nueve personas que no se ven

Tanto nos perdemos que en realidad en la foto no se aprecia que hay 9 personas de las que no percibimos ni un solo detalle. Ni una sombra, ni un movimiento, absolutamente nada y no hay manera de percibir el riesgo que nos acecha. Es cierto que algunas de estas personas están agachadas, pero no es menos cierto que otras tantas están completamente de pie y simplemente, nuestro campo de visión no es suficiente para verlo.

Además, en la ciudad estas personas agachadas pueden ser un niño, un perro, un carrito, una silla de ruedas… Y nosotros no veríamos absolutamente nada. Es por este motivo por el que, una vez más, es conveniente, recomendable y más seguro para todos, mantener una velocidad baja mientras nos filtramos entre el tráfico. Sí, está permitido si están completamente parados el resto de los vehículos, pero eso no implica que podamos circular a toda velocidad, porque si alguien de quien no tenemos en nuestro ángulo de visión entran en acción, el accidente está asegurado. Y si tu no los ves a ellos, lo más seguro es que ellos tampoco te estén viendo.

Es importante recordar que la cabeza debe servir para más que para llevar el casco y que circulando hay muchísimas cosas que no dependen de nosotros, incluido lo que vemos y percibimos.

Lo último

Lo más leído